Monseñor Julio Parrilla, obispo de Riobamba, manifestó que el Hospital Andino de Chimborazo es el referente de atención médica para la población indígena de la zona.

Es por eso por lo que el Hospital Andino, bajo la tutela de Cáritas Ecuador, está en fase de ampliación y necesita medios para ampliar su zona de hospitalización y habilitar un nuevo quirófano. Este centro de salud, que fue inaugurado en 2002, atiende terapéuticamente en base a tres paradigmas médicos: la medicina alopática, la medicina ancestral indígena y la medicina complementaria.

Mons. Julio Parrilla ha mostrado la necesidad de adaptar el hospital “a la realidad del país, que se ha ido transformando y a la que hay dar una respuesta adecuada. Precisamos de un hospital que responda realmente a las necesidades de la gente”. El obispo ha incidido en su apuesta de futuro para mantener “una buena gestión, lo medios e infraestructuras necesarias para dar una adecuada atención e, igualmente, no perder nuestro carácter social. La Iglesia no tiene un interés especial en mantener un hospital complejo allí, si no es por una razón de índole social, especialmente, cuando se trata de las clases más desfavorecidas. Es una cuestión de Iglesia: la salud, la alimentación y la educación son una garantía para que las sociedades salgan adelante y es algo que hay que mantener”. El hospital mantiene unos precios inferiores al 50% aproximadamente a diferencias de los hospitales y clínicas privadas que cuenta la ciudad de Riobamba.

Monseñor Parrilla ha sido acompañado en su comparecencia con los medios de comunicación por Javier Aguirregabiria, director general adjunto de IMQ, quien se ha mostrado orgulloso de poder colaborar en el proyecto de desarrollo de la institución médica andina. Aguirregabiria ha afirmado que la aseguradora vasca, líder en Euskadi, ha puesto en marcha “una campaña para la captación de material médico-sanitario y fondos entre los más de 1.700 profesionales que componen nuestro cuadro asistencial, sus más de 2.400 consultas y nuestra red de centros propios (la más extensa del País Vasco), que incluye igualmente al mayor centro privado de Euskadi, la Clínica IMQ Zorrotzaurre”. Ha aseverado, igualmente, que desde Grupo IMQ se van a apoyar las necesidades de este hospital en su labor de prestar servicios sanitarios de calidad a la población con menos recursos, “una filosofía que igualmente compartieron un grupo de profesionales vizcaínos, allá por 1934, cuando crearon el primer Igualatorio Médico del Estado para facilitar asistencia sanitaria a familias sin recursos, en una época en la que no existía siquiera la Seguridad Social”.

Por su parte, el doctor Ramón Cisterna (presidente de la Asociación de Microbiología y Salud) ha apuntado que Osakidetza también ha mostrado su especial interés en colaborar con la dotación de recursos para la ampliación de las instalaciones. Para el Dr. Cisterna es un privilegio formar parte de una iniciativa que promueve la salud y que eso se hace con cercanía y medicina alpina.

Para finalizar, DYA Bizkaia donará una ambulancia de soporte vital avanzado para que las urgencias y emergencias puedan ser atendidas correctamente en un terrero hostil, situado a 2.300 metros de altitud y con comunicaciones viales complejas. Fernando Izaguirre, presidente de la DYA, ha mostrado su disposición a que esta iniciativa sea el embrión que dé origen a DYA Ecuador.

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

2015 © Copyright - Hospital Andino de Chimborazo

En casos de emergencia        03 2600153